ME HAN ROBADO


Me han robado el alma, me han robado la ilusión, me han robado el verano.

Me han robado las lagrimas, las han secuestrado una a una mientras yo las perdía,  consciente de ello, cada lagrima, cada sollozo que espero que se los lleve el viento mientras vuelan tan lejos de mi como pueden porque, como los coja, me los cargo.

He aprendido tres valiosas cosas. De esas cosas que es mejor no aprender nunca y hoy vengo a decirlos que no hagáis como yo. Que las cumpláis como si fuesen herencia propia, como si algún hijo de puta os las hubiese enseñado, como me lo enseñaron a mí, a plena luz del día:

  • Jamás dejéis de usar aquello que por miedo a perderlo no sale a ver la luz del día. Ponéroslo, perdedlo y si alguien lo encuentra, ese será su día de suerte.
  • No salgáis de casa sin dar tantas vueltas a la llave que hasta maree. Tres, seis, diecinueve vueltas.
  • Jamás dejéis los medios que os permiten mantener la ilusión en casa. Todos los bancos roban, pero más roban los indecentes que mancillan tu intimidad.

Dicho esto, vuelvo a mi nube de tristeza en el que me mezo estos días.

Espero que os ayude,

Eva.

Anuncios

6 comentarios en “ME HAN ROBADO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s